Counterpart

Hola saludos.

Esta semana volvemos a las series, y eso que sigo disfrutando del cine en sus matinales (La tribu), pero hoy os traigo una de las buenas, y eso siempre merece su espacio.

La primera vez que oí hablar de esta serie prácticamente ya estaba estrenada y las primeras valoraciones fueron muy buenas. De hecho, tiene un piloto sensacional que se emitió el 10 de diciembre y no fue hasta el 27 de enero que la serie continuó, lo que no hizo más que aumentar la expectación (hype).

La serie comienza con un funcionario (JK Simmons, luego nos centramos en él) en su trabajo habitual, pero con matices. Ni el sitio en el que trabaja en normal, ni el trabajo que realiza lo es. Pronto nos damos cuenta que la realidad que nos están mostrando pertenece o a otra época, o a otra dimensión. De hecho, esta historia de espionaje se basa en la premisa de que esta agencia en realidad es la custodia de una puerta que enlaza dos dimensiones paralelas que hace unos cuantos años estaban unidas pero de repente, tras un suceso, iniciaron caminos diferentes.

Esto implica que tu yo de esta parte tiene su contraparte en el otro universo. Ahí queda eso. No es que sea una historia tremendamente original, ya que series como Fringe también lidiaban con universos alternativos donde también están las mismas personas que en este, pero con matices.

Resultado de imagen de counterpart

Precisamente esos matices hace la serie interesante. Te muestran un Berlín oscuro, como de la época de la guerra fría, pero en este caso la batalla es con la otra dimensión, pues constantemente se van enviando espías, incluso asesinos de un lado al otro. Me ha impresionado enormemente una escuela donde vas a aprender a comportarte como tu contraparte, por si tienes la oportunidad de tomar su lugar en un momento dado. Si solo fuera eso aún, pero llegan a límites pelín exagerados hasta el punto que si alguien se rompe las piernas en el otro lado, al que está aprendiendo a ser como él también se las tienen que romper para que conozca ese dolor (quizás esto está un poco cogido por los pelos, porque imagino lo difícil que sería imitar exactamente las cicatrices de una rotura traumática de piernas).

Dejando esas licencias cinematográficas aparte, la serie es buena, aunque difícil. En ocasiones no sabes si estás en un Berlín o en el otro, aunque uno de ellos sufrió una plaga que diezmó considerablemente su población, de la que culpa al otro lado. Algunos avances científicos de un lado no se han producido en el otro, y la tecnología es diferente. Todo esto en realidad hace mucho más interesante lo que nos están contando, aunque hay mucho personaje que complica la trama. Y además, tenemos espías, muchos espías, asesinos, tácticas de guerra fría y todo esto en este ambiente oscuro, de novela negra con un fondo distópico.

Sabemos que JK Simmons es muy grande, de hecho es ganador de Oscar y Globo de Oro por Whiplash, pero lo que hace aquí también es de premio y grande. Resulta que interpreta a las dos partes suyas, pero han tenido una vida muy diferente una de otra. Mientras uno es un funcionario aburrido y asqueado de la vida, el otro es un super espía con un carácter violento. Resulta increíble cómo puedes reconocer a uno u otro simplemente mirando la cara de Simmons. Es capaz, mediante gestos casi imperceptibles que te creas que es el tipo con más confianza del mundo, o un simple mortal sin ánimo de nada pero con buen corazón. Impresiona.

Imagen relacionada

La serie es de la cadena Starz, que directamente encargó dos temporadas, y está disponible en la HBO, a medida que se estrena cada episodio.

En un par de días veremos el episodio final de temporada y ya me da pena que se termine, pero al menos sabemos que viene otra temporada después.

 

En otro orden de cosas

El mundo de las series se sigue moviendo, aunque cada vez son las menos que vamos viendo. En Grupo Salvaje, el mejor programa de cine y series de toda Navarra, tenéis información puntual cada semana de las noticias de series más actuales. Os lo recomiendo totalmente. Allí cuento los días hasta que llegue The Terror, que se basa en la exitosa novela homónima de Dan Simmons, y nos sitúa en 1847, cuando un equipo de expedición de la Marina Real, que va en busca del Paso del Noroeste, es atacado por un misterioso depredador que acecha a los barcos y a sus tripulaciones (información sacada de la página de AMC, donde se va a estrenar el 3 de abril). Ayer vi bastante del piloto de Krypton, y no necesito entrar en la página de su canal para deciros que es una patata frita pero de las mañas. Huid si podéis de ella. Parece mentira que mostrando un universo tan lejano, en un tiempo tan lejano, sean personajes tan estereotipados los que vemos.

Gracias por leerme!!!!

Be First to Comment

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *